Publicada la nueva versión revisada del Código de Prácticas Publicitarias de la Cámara de Comercio Internacional

Publicada la nueva versión revisada del Código de Prácticas Publicitarias de la Cámara de Comercio Internacional
Rosa Aranda

La Cámara de Comercio Internacional (CCI) ha publicado en español la décima versión revisada del Código Internacional de Prácticas Publicitarias de la Cámara de Comercio Internacional (CCI), que este año cumple su ochenta aniversario.

Desde que surgió en 1937, el Código de la CCI ha servido de inspiración a los códigos de autorregulación y ha sido un elemento fundamental en los sistemas de autorregulación en todo el mundo. Así, el Código de Conducta Publicitaria de AUTOCONTROL, establecido en 1996, se inspira en este Código, estando prevista además en su articulado la aplicación con carácter subsidiario del mismo. Otros 41 países han desarrollado códigos similares.

La CCI ha modificado y ampliado el alcance del Código para asegurar su utilidad y relevancia. “Esta modificación coincide con los cambios en el comportamiento como resultado de la permanente revolución digital, y establece una regla de oro para la elaboración de la reglamentación moderna”, subrayan John Denton, Secretario General de la CCI, y Brent Sanders, Presidente de la Comisión de Marketing y Publicidad de la CCI.

La nueva versión introduce varias modificaciones que suponen cambios significativos. En primer lugar, aúna en un mismo capítulo la regulación del marketing directo y de la publicidad a través de medios digitales, que hasta la fecha se regulaban separadamente.  Por otra parte, se propone brindar mayor transparencia e información respecto al contenido comercial frente al contenido editorial y el contenido generado por el usuario. Además, detalla la implementación en todos los medios y plataformas, incluidas redes sociales, publicidad comercial virtual y móvil, efectuada por medio de la inteligencia artificial. Por último, amplía el ámbito de aplicación del Código a nuevos actores del mercado digital, como influencers, bloggers, vloggers, redes afiliadas, análisis de datos y empresas de tecnología publicitaria, así como aquellos responsables de preparar algoritmos para los mensajes comerciales.

En el Grupo de Trabajo encargado de la revisión ha participado el organismo europeo de autorregulación publicitaria, la European Advertising Standards Alliance (EASA, por sus siglas en inglés). EASA, a su vez, consultó a los organismos nacionales de autorregulación publicitaria que lo integran.

La CCI recomienda la implementación y uso de este Código a nivel mundial y se compromete a seguir revisando periódicamente el Código para garantizar que siga siendo “pertinente en el dinámico entorno legal, social y tecnológico”.